DEMANDA COLECTIVA CONTRA AIRBNB INTERPUESTA POR SUS PROPIOS ANFITRIONES

La Asociación de Afectados por el Conflicto entre el Ayuntamiento de Barcelona y Airbnb (ACABA), integrada por un centenar de anfitriones que han sido multados por alquilar su residencia habitual de forma esporádica a turistas a través de la plataforma, ha iniciado con éxito y de forma inédita en el mundo una demanda colectiva por prácticas desleales contra Airbnb.

El Juzgado Mercantil nº 10 de Barcelona ha requerido mediante auto adjunto, tanto al Ayuntamiento de Barcelona como a la empresa Airbnb para que entreguen a la Asociación ACABA en el plazo de 30 días, toda la información necesaria para determinar los concretos afectados por las multas impuestas por el Consistorio a pisos turísticos de la plataforma, desde junio 2016, fecha en que se inició el Plan de choque iniciado por el Ayuntamiento, hasta la actualidad.

En menos de dos años, hasta 5.077 usuarios de la plataforma Airbnb han sido sancionados por el Ayuntamiento de Barcelona; en concreto, según es público, se han impuesto más de 2.500 sanciones por importes de 30.001 euros y otras 2.577 por importes de 60.001 euros, cuya cuantía total en sanciones impuestas en Barcelona solamente a usuarios de Airbnb asciende a más de 229.620.000 euros. Estas cifras estratosféricas evidencian que, de forma masiva y bajo la apariencia de una práctica colaborativa no profesional, las graves prácticas desleales perpetradas por Airbnb están poniendo en un elevado riesgo a miles de personas, solamente en Barcelona.

Según Dylan Tarín, abogado de la Asociación: “Airbnb no sólo se ha prevalecido en el mercado de una ventaja competitiva adquirida mediante una infracción de la ley, consistente en publicar ofertas turísticas sin la correspondiente habilitación, sino que ha cometido prácticas desleales contra los consumidores; induciéndoles a incumplir la ley en beneficio propio y a sabiendas de su ilicitud, creando la impresión y dando a entender que podía alquilarse la residencia habitual de forma turística sin la correspondiente habilitación, lo que ha significado unos perjuicios incalculables a sus usuarios así como también a la ciudadanía en general.”

En Baleares y la Comunidad Valenciana se ha aprobado recientemente la correspondiente normativa y ya se están imponiendo las primeras sanciones, en Madrid la multinacional continúa su actividad frenética, como en el resto de comunidades autónomas, por lo que la demanda no solamente pretende la millonaria reparación de los perjuicios originados por la plataforma en Barcelona, sinó también, para evitar daños futuros, la prohibición de Airbnb de publicar anuncios de alojamiento turístico sin la correspondiente habilitación.

Si eres uno de los afectados, ponte en contacto con nosotros a través del correo electrónico contacto@asociacionacaba.com o bien al teléfono 639 94 95 85.